Porque los gritos de impotencia nos ahogan la garganta. ¡Boicot a Israel!

Publicado en por csitalleron.over-blog.es

02-06-2010 Oviedo. Comunicado leído delante de la Casina del Fontán

Las organizaciones que convocamos la concentración de esta tarde no queríamos quedarnos en un gesto importante y necesario, pero simbólico, de repulsa ante los asesinatos cometidos por el Estado de Israel.

Creemos que la sociedad civil, ante la pasividad de muchos organismos oficiales, debe tomar la palabra y hacer suya la voz de las personas que en Palestina son silenciadas permanentemente.

Creemos que hay que asumir un posicionamiento público y responsabilizarnos de él. Aquí sí hay bandos y nosotras tenemos claro en cuál queremos estar.

No nos valen las respuestas ambiguas ni los dobles sentidos, no vamos a escuchar más excusas para evitar la condena a un estado terrorista que asesina impunemente a las personas y parece estar por encima de cualquier ley.
Queremos respuestas y las queremos ya.

Asumimos como propia la campaña de boicot que, desde muchas organizaciones en todo el mundo, se está llevando a cabo contra Israel: un boicot económico, pero también deportivo, cultural, académico y político. Por eso estamos hoy aquí.

El Ayuntamiento de Oviedo cedió en 1999 este edificio, conocido como La Casina de El Fontán, a la Comunidad Israelita del Principado de Asturias con la finalidad de usarlo como Centro Cultural Judío dedicado al estudio, difusión y promoción de la cultura judía en todas sus vertientes (palabras textuales extraídas de su página web).

Este edificio representa la “cara amable” del Estado de Israel en Asturies, por eso pedimos a sus representantes una condena pública ante los asesinatos cometidos el lunes por el ejército israelí.

Sin embargo, queremos dejar claro que no permitiremos, en ningún caso, que se eche mano del recurso fácil de hablar de un discurso antijudio ni de choque de civilizaciones o culturas. Nuestra denuncia y boicot es para un Estado terrorista y asesino.

Porque no podemos cerrar los ojos ante lo que está sucediendo cada día en Palestina.
Porque no estamos dispuestas a conformarnos con vagas promesas.
Porque estamos hartas de ver muertes filmadas en directo.
Porque los gritos de impotencia nos ahogan la garganta.
¡Boicot a Israel!

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentar este post